Si al lavarte las manos te sangran, lo normal es que te alarmes ¿porqué no pasa lo mismo con la boca? cuando te sangran las encías al cepillarte los dientes es porque ya tienes un problema periodontal ¿en qué consiste?  empieza poco a poco, es un problema de higiene, al cepillarte incorrectamente o sin la periodicidad adecuada se va acumulando la comida, se endurece y se pudre, apareciendo las bacterias, llega un momento en que, aunque quisieras, con el cepillo ya no es suficiente, el sarro empieza a acumularse de tal modo que empieza a empujar las encías irritándolas, empieza el sangrado (gingivitis) si no ponemos remedio en este momento la acumulación continúa, metiéndose por debajo de la encía, empezando a separar la encía del diente, que, al perder parte del apoyo, se empieza a mover (periodoncia) si no se pone remedio a esta situación la acumulación de sarro y bacterias es tal que fuerzan al diente y los ligamentos que lo sujetan a perder apoyo, poco a poco, llegando un momento en que se cae solo, ya sin solución.

La respuesta claro, es la visita a tu dentista, una correcta profilaxis con la intensidad que requiera tu caso, una sencilla limpieza con ultrasonidos,  Tartrectomía, Curetajes o Raspados Radiculares, una vez solucionado el problema te dará una buena clase de educación dental, te indicará qué tipo de cepillo te viene bien, cómo cepillarte, con qué frecuencia, el uso del hilo dental y de un buen colutorio.

Con eso y con un mantenimiento periódico, cada seis o doce meses, según requiera tu caso, garantizamos que tengas una boca sana.